Atender a las personas con discapacidad, la prioridad suprema

lunes, 21 de julio de 2014

Pongámonos por unos momentos en el lugar de tantas madres, padres, hermanos, familiares... de personas afectas de graves e irreversibles enfermedades mentales. Y, veremos que, sin duda, todos -o prácticamente todos- decidimos, consternados, ayudar, contribuir, procurar que sea la prioridad de la acción social asistencial. 

Presidente y miembros del Gobierno, Presidentes y miembros de las Comunidades Autónomas: imaginen por un momento que ustedes son los progenitores de estos hermanos nuestros... Pasen velozmente por su mente un año con sus 365 días y noches en estas condiciones... Y verán como deciden ayudar sin cortapisas, y situar como prioridad suprema la atención a quienes padecen tan inmensa adversidad.

1 comentario

jaume francesch dijo...

Estoy de acuerdo con el Dr. Zaragoza, parece que a perdida de sensibilidad hacia la diferencia, nos ha situado fuera de la lógica y del sentido común.
Prioriza los derechos de los discapacitados y sus familias, es lo normal, o ético , si me apuran lo moral.
Sin embargo estamos fuera, no lo oímos, no lo vemos. La falta de capacidades y competencias esta en el otro.

24 de julio de 2014, 12:31